La Pensiones, 2021 el año en que la crisis nos alcanza.

EN MI OPINIÓN Silvano Martínez V.

Xalapa, Ver., El tema de las Pensiones en México es un tema muy delicado, con aristas muy delicadas ya que se trata de calidad de vida para personas de la 3ra.edad, así que trataré el tema con la mayor delicadeza posible.

En los últimos años, se ha tratado este tema y han surgido diversas versiones, sobre la crisis que se enfrentará en este tema. Muchas son fake news, algunas son ideas que lanzan a los medios, sin que haya nada de fondo, como queriendo medir el entorno antes de tomar decisiones, hoy les comparto mi opinión al respecto

PENSIÓN – VIDA LABORAL

Empezaré por comentar los términos de Pensión y de Edad Laboral.

Pensión.- Se entiende por tal, aquella cantidad de dinero que una persona recibe al finalizar la actividad de su vida laboral. Normalmente, se otorga a quien ha acabado su etapa como trabajador, (en México actualmente se obtiene a los 65 años) y recibe una remuneración mensual por parte de la administración del estado.

Vida laboral.-  Es el periodo de vida de las personas, en el cual pueden dedicarse a trabajar de manera formal e informal, pero actualmente solo contará para pensión, cuando esté en una relación formal de trabajo.

En México la edad laboral es de los 18 años a los 65 años.

La esperanza de vida en México, se ha ido incrementando a lo largo de la historia, como una consecuencia de mejores condiciones de salud y de vida, las cifras son las siguientes: en 1930 las personas vivían en promedio 34 años; 40 años después en 1970 este indicador se ubicó en 61; en 2000 fue de 74 y en 2016 es de 75.2 años, y en un reporte de la OMS en este año, la esperanza de vida para aquellas personas nacidas a partir del 2016 es de 74 años para los hombres, mientras que para las mujeres es de 79.2 años, con un promedio de 76.6 para ambos sexos.

Por otro lado México tiene la tasa más alta (51%), de candidatos a un puesto laboral, donde la edad es uno de los principales obstáculos para ser contratados, como referencia tenemos que en Australia es el 37%, el 34% en el Reino Unido, el 30% en China y el 26% en los Estados Unidos.

FONDOS PARA LA PENSIÓN

Durante muchos años, se integró un fondo de recursos, administrados por el IMSS, dentro de las cuota tripartita que se paga con base a los salarios pagados, esa cuota tiene aportación de los trabajadores, del patrón y del gobierno; para poder obtener una pensión al término de su vida laboral, las personas trabajadoras debían de cumplir con los requerimientos determinados en la Ley del IMSS. Infortunadamente para las finanzas públicas, la esperanza de vida de las personas, como lo mencioné en líneas anteriores ha ido creciendo, lo que significa más presiones financieras para el Gobierno, ya que se requiere pagar más pensiones y por mayor tiempo de vida. Ante tal situación, en el sexenio de E. Zedillo P. de L., se dio inicio a un nuevo sistema de ahorro para el retiro, el cual se ha ido ajustando con el tiempo, y es hoy en día el futuro para los pagos de pensiones, con muchas dudas e incertidumbre para los próximos pensionado bajo este sistema.

Un detalle en especial, que en México los trabajadores a lo largo de las últimas 5 décadas han perdido, obligados por las malas gestiones sexenales (desde LEA hasta EPN) la capacidad de ahorrar, sana costumbre que hoy en día podría ser y debe ser la llave para un futuro mejor para los trabajadores en edad de pensión.

Hoy en día en México cohabitamos 2 tipo de trabajadores, los que aspiramos (yo ya gozo de ella) a una pensión pagada por el IMSS, con recursos federales, o quienes van a entrar apenas a recibir su pensión, pero con los recursos que hayan aportado (su patrón o patrones) a lo largo de su vida laboral y ahorradas y administradas por la AFORE que hayan elegido.

2021 EL AÑO QUE EL PAGO DE PENSIONES PUEDE ENFRENTAR UNA CRISIS.

El año que ya está asomándose (2021), será el año que dará inicio a las solicitudes de jubilación a la primera generación de las AFORES, empezará a jubilar la primera generación de este sistema, hablamos de mexicanos de más de 65 años, con una pensión que se estima será equivalente a sólo 30% de su último sueldo, lo que sin duda es un gran problema para los futuros pensionados, ya que su calidad de vida se verá terriblemente afectada. El futuro es de lo más desalentador posible, hablando en términos de pensiones y el escenario no se le ve una mejora pronta, sí no se atiende de forma urgente este tema, sin duda que se pondrá mucho  pero mucho peor de lo que se puedan imaginar.

En 2021 dará inicio al trámite de retiro para los trabajadores bajo el sistema de AFORES, estos trabajadores que empezaron a laborar a partir del 2do. semestre de 1997,  no pueden aspirar a una pensión a cargo de los recursos federales (IMSS), por lo que por ley se tienen que ajustar  al monto que hayan ahorrado en su cuenta individual en la Afore.

Empiezan a discutirse soluciones alternativas, algunos personajes de la vida pública como Carlos Slim entre otras opciones ha definido que la edad para retirarse se alargue hasta los 75 años; sin duda que eso dará un respiro y un espacio de tiempo para reunir más ahorro en la AFORE, pero solo se podrá aplicar a los trabajadores que inicien a cotizar a partir de que aprueben las reformas que vayan surgiendo, es decir el problema persiste para las generaciones que empezarán a cobrar pensión bajo el sistema Afore a partir del 2021.

Como consecuencia de la propuesta de C. Slim, es la escasa oportunidad de trabajar para los adultos mayores, hoy en día a las personas mayores de 50 años se les dificulta encontrar trabajo, solo hay opciones en los puestos gerenciales y esos existen en contadas oportunidades y requieren de mucha capacidad y conocimiento adquirido y comprobado; por lo que estaremos ante la presencia de una generación que, se convertirá por necesidad en “adictos al trabajo”, ya que lo ahorrado no será suficiente para dejar de trabajar.

Una cifra que espanta en este tema es que, actualmente sólo 33% de la población económicamente activa cotiza a la seguridad social obligatoria, en otras palabras tenemos en la actualidad a 7 de cada 10 mexicanos, en situación deficitaria en cuanto contar con recursos suficientes de ahorro para el retiro.

En México la aportación que realiza cada trabajador a su cuenta individual de ahorro es aproximadamente un 1.125%  de su salario base mensual, lo que es una aportación de las más pequeñas, máxime  sí la comparaos contra el promedio en los países de la OCDE que es de un 8%, y sí se compara contra Colombia se tienen resultados más desfavorables, ya que en este país  la contribución es de 16%.

Un problema a resolver, que desde el enfoque de justicia social y de reconocimiento al esfuerzo de los trabajadores, es la muy certera posibilidad de pérdida de calidad de vida en la etapa de retiro, para los trabajadores a pensionarse; ya que al momento del retiro los años por vivir pueden y se espera que sean demasiados lo que originará un gran riesgo de que el ahorro no sea suficiente, para cuando menos preservarles un nivel de vida decoroso a estas personas.

PROBLEMÁTICA A RESOLVER

El problema que el sistema de AFORES enfrenta a partir del 2021 es que resulta insostenible en el futuro y enfrentarlo requiere altos costos políticos y financieros, que los propios políticos no han querido afrontar, para no ser quien cargue con dichos costos.

De los aspectos que impactarán en el 2021, es que aproximadamente el 1%los trabajadores habrá logrado reunir el tiempo requerido de cotización para tener derecho a una pensión suficiente para el retiro.  De acuerdo con la Ley de Pensiones, vigente desde 1997 en México, exige para pensionarse con los recursos del afore, cotizar mil 250 semanas, es decir, 24 años en el sector formal. Durante el transcurso del año 2021 aproximadamente 12 mil personas podrán haber logrado cotizar las semanas requeridas para adquirir el derecho a pensión bajo el nuevo sistema, pero solo podrán aspirar a una pensión magra, que equivale aproximadamente a un 30% del último sueldo. Este problema se irá agravando conforme pasen los años, ya que habrá un aumento de pensionados, aunado a ello se irá dando un deterioro de los sistemas de pensiones, sí no se presentan cambios profundos de forma y fondo que resuelvan las deficiencias actuales.

Aunado a la problemática compleja señalada, no hay que omitir al gran porcentaje de población pendiente de incluir en este sistema de pensiones bajo el sistema de Afores. En México, se estima que existe un 56% de la población que trabaja en la informalidad, y que por lo tanto no cuentan con ningún esquema de ahorro para el retiro y que solo aspiran a los programas de pensión universal establecidos por el gobierno federal.

Las finanzas públicas están siendo impactadas de manera importante, se estima que al final de este año se deben pagar alrededor de 965 mil 200 millones de pesos, de los recursos obtenidos principalmente de las contribuciones federales, en el 2021 se estima que este impacto a las finanzas públicas será de aproximadamente 1 mil millones de pesos a partir del año 2021, esto debido a que en los últimos 5 años los pagos por pensiones han crecido un 37% en términos reales.

CONSIDERACIONES FINALES

Se requiere incrementar el monto del ahorro obligatorio por parte de los trabajadores asalariados, asimismo aumentar la edad de jubilación de forma gradual.

Asimismo, es necesaria una reforma fiscal integral que permita incrementar los ingresos del gobierno, bajo un sistema más justo, más universal y menos atentatorio a los derechos individuales, para poder pagar las pensiones en curso y las pensiones universales futuras de la población que carecen de esquemas que le permitan retirarse de la vida laboral.

Se hace necesario impulsar la cultura del ahorro para el futuro entre las nuevas generaciones, que les permitan ir formando un patrimonio que les dé la posibilidad de tener los recursos monetarios que le faciliten mantener una calidad de vida adecuada. Existen empresas que ofrecen planes para fomentar el ahorro para el retiro.

CONCLUSIONES

2021 será es un año muy complicado, se necesitan tomar medidas urgentes para corregir esta problemática de las pensiones.

Infortunadamente es un año con demasiada carga política, se efectuarán las llamadas elecciones intermedias, con un cambio total de la Cámara de Diputados, así como de varios congresos estatales y elecciones municipales, en gran parte del país.

Este clima político me parece que inhibirá a los actores de los diferentes partidos para intentar resolver este problema de pensiones, ya que no quieren cargar con los costos políticos que le resten votos y posiciones a sus diferentes partidos políticos.

En lo personal, me parece que los actores políticos debieran pensar mucho más en el beneficio de sus votantes y menos en sus partidos, y actuar de forma valiente y afrontar el problema, plantear soluciones que mejoren la posibilidad de darles un nivel de pensiones que les otorgue una calidad de vida adecuada a los trabajadores que se pensionen, lo merecen por sus años de trabajo.

El pago de pensiones es un tema muy delicado, como lo mencioné al inicio, pero por justicia debe darse una solución efectiva y pronta.

Queda mucho por hacer y urge hacerlo.

Esto es En Mi Opinión, hasta la próxima semana.

Leave a Comment